Trufa de leche condensada de coco con tropezones de galleta.

trufaportada

Chocolate / Dulces + postres / Recetas / sin gluten / vegano

El otro día pensé, que debería indicar en el apartado de elaboración, el tiempo de “creación/maduración”  de la receta en cuestión. La de hoy debe de tener… unos seis meses. Pero es que ayer terminé una que empezó a gestarse hace año y medio! Otras son mucho más rápidas, afortunadamente para el blog, y el tiempo de retocar el sabor final llega más facilmente. Pero hay otras que se resisten. El cambio no tiene que llegar tan sólo por el sabor, si no por la textura, el color o incluso la forma final. En el caso de la receta de hoy, había un poco de todo eso mezclado, y cada cosa se fue resolviendo poco a poco, con pruebas, pero también intuición. El simple hecho de parar cuando te sientes atascado y cambiar a otra cosa, hace que a veces ese ajuste que necesitabas, te llegue de repente a la cabeza haciendo algo completamente distinto. Te llega así, de repente, y podrían saltar palabras como “Eureka!” para definir ese momento. Algo totalmente extrapolable a cualquier ámbito de la vida cotidiana. Si algo se te resiste con fuerza, suéltalo, no lo fuerces, porque igual ese no es el camino. Si tiene que ser, volverá, y lo sabrás.

trufas-rebozado trufa4

Antes de que empiece a divagar demasiado, vuelvo a la receta de hoy que es de esas especiales especiales. Lo primero que quiero advertir es que uso un ingrediente no muy común y caro, que suele encontrarse en la zona de los “superfoods” de las tiendas ecológicas. Yo intento siempre usar ingredientes fáciles, reconocibles y no ir mucho a esa zona porque me parece un poco “moda” y a veces me parece un descontrol sostenible. Pero para ciertas elaboraciones, en mi caso casi siempre dulce, pueden resultar interesantes para encontrar la textura o sabor necesarios.

trufa-rellena

Se trata de leche de coco en polvo (liofilizada) (NO agua de coco) sin ningún azúcar o antiapelmazante añadido de la marca Salud Viva (me acaba de decir una amiga que también la tiene la marca Mundo Arco Iris) No creas que les hago publicidad, no me llevo ningún tipo de beneficio por citarles. Simplemente encontré el producto y me vino a la cabeza que con este formato podría conseguir algún resultado final que la leche de coco o el coco rallado no me permitían obtener.

Lo primero que hice fue una leche de vainilla súper rica, y después la usé para hacer la “leche condensada” que os presento hoy. La bolsa creo que cuesta unos 10€, pero cunde mucho. Si tenéis paciencia, estoy terminando de preparar una receta de un helado  de cacahuete increíble donde os daré la receta de la leche de vainilla. Así tendréis otra idea de cómo usarla.

trufas6

No es algo para atiborrase, sino algo que yo considero una materia prima de lujo que ha de ser tratada con amor y cabeza.

Si quieres hacer tu propio chocolate puedes usar esta receta.

La idea de llamarlo trufa de leche condensada llegó nada más ver la textura de la crema una vez hecha. Tal vez un poco más espesa, pero la semejanza es alucinante.

miniytrufa

En mis muchas pruebas llegué a la conclusión de que lo mejor era dar dos opciones de elaboración. La corta/fácil/rápida y la larga… Todo depende de si quieres hacer la masa con tropezones de galleta dentro de la trufa o no. Si no quieres hacerla, simplemente haces la mezcla de leche condensada que se hace en dos patadas, rellenas tus moldes de semiesfera, congelas, formas, bañas en chocolate y rebozas en un polvo de cualquier galleta que tengas por casa.

Si decides hacer la masa de galleta, que por otro lado es muy fácil ya que no tienes que hacer ninguna forma con ella, si no simplemente desmigarla antes de cocer, verás que tampoco es tan complicado porque puedes hacerla con bastante antelación. Y además Y ESTO ES IMPORTANTE, la receta de la galleta es de esas que te aconsejo guardar, para cuando te apetezca hacer un crumble. Algo cómo poner fruta en un pirex con un poco de azúcar de coco y canela y por encima desmigar la masa fría y hornear. Mmmm delicioso.

trufa7

Lo más práctico de estas trufas es que se conservan en el congelador perfectamente y te permiten tener un capricho dulce instantáneo cuando lo necesites : antojo, invitados…( tendrás que dejarlas descongelar unos 15 minutos  las pequeñas  o 20 las grandes aunque dependerá de la época del año, lo importante es que el interior esté cremoso)

A disfrutarla!!!

pd 1: si quieres hacer tu propio chocolate puedes usar esta receta. 

pd 2: la crema de anacardos es simplemente anacardos triturados. Tienes la explicación de cómo hacerlo en esta receta. Es mucho mejor hacerlo tú que comprarlo!

Ingredientes (15 trufas con galleta/ 24 mini trufas sin galleta)(2 moldes con semiesferas de 2,5 cm de diametro)

galleta crumble///////////////////

100 gr copos de avena

30 gr harina arroz

55 gr almendra molida

la 1/2 de 1/8 tsp sal marina

50 gr sirope de arce

50 gr aceite coco fundido

1 tsp extracto de vainilla

leche condensada de coco////////

20 gr manteca de cacao fundida

20 gr aceite de coco fundido

60 gr leche de coco polvo (marca Salud Viva)

40 gr crema de anacardos

3 tbsp sirope de arce

1/8 tsp + la mitad de 1/8 tsp sal marina

3 tbsp agua filtrada

baño de chocolate/////////

200 gr chocolate 72 %

(o chocolate casero: tienes un link al final del articulo)

Preparación

  1. Empieza por la galleta, que puedes tener hecha con un par de días de antelación.
  2. Enciende el horno a 180ºC. En un bol pequeño funde el aceite de coco (puedes usar el calor del horno). Una vez fundido añade el sirope de arce y el extracto de vainilla. Mezcla bien hasta que veas que está homogéneo. Tritura los copos de avena hasta que tengas una harina y ponla en un bol mediano junto con la almendra molida, la harina de arroz y la sal. Mezcla con una varilla para airear. Añade el bol reservado con el aceite de coco y sirope, remueve con una cuchara de palo hasta que esté bien integrado. Prepara una bandeja de horno con papel anti adherente y distribuye la masa desmenuzándola entre los dedos como si hicieras migas del tamaño de una uña.
  3. Cuece con la función de aire, si tienes, unos 10 minutos o hasta que veas que está dorado. Deja reposar sobre una rejilla y cuando esté frío guárdalo en un bote hermético de cristal.
  4. Antes de hacer la leche condensada tendrás que tener previsto la crema de anacardos. Prepara los moldes de semi esferas sobre una bandeja que puedas meter en el congelador. En un bol mediano desmiga 60 gramos de la galleta en trocitos de 5 mm, más o menos. Si vas a hacer las pequeñas olvida este último paso.
  5. Prepara una manga pastelera.
  6. Funde el aceite de coco con la manteca al baño maría. Mientras tanto, tritura el resto de los ingredientes de la leche condensada. Cuando esté homogéneo, vete echando poco a poco la mezcla de grasa fundida con tu robot triturando al mínimo. Tiene que quedarte una mezcla brillante y sedosa. Vuélcala en el bol de las migas y mezcla bien para distribuirlas uniformemente. Mételo en la manga pastelera. Si vas a hacer las trufas pequeñas mete la leche condensada directamente en la manga pastelera.
  7. Rellena cada semiesfera. Cuando hayas acabado aplasta cada una un poco para igualar. Mételas en el congelador 3 horas. Prepara una bandeja con papel anti adherente. Si ves que se desmoldan bien al cabo de las 3 horas, vete desmoldando cada semiesfera uniéndola con otra y dandole forma de bola con la ayuda de las manos. Si vas a hacer las pequeñas sin galleta dentro, da forma a cada media esfera en forma de bolita. Con el calor de las manos verás que la mezcla es maleable. Vete dejándolas en la bandeja y cuando las tengas todas, vuelve a meterlas la congelador 8 horas.
  8. Funde el chocolate al baño maría. Mientras, desmenuza con las manos en un plato llano mediano, el resto de galleta que te quedaba hasta que esté fina como arena, aunque tenga algún trocito más grueso no pasa nada.
  9. Coloca en la mesa tu bol con chocolate, un tenedor, el plato con las migas y una bandeja con papel anti adherente.
  10. Saca las trufas de 5 en 5. Pásalas una por una por: el chocolate (con la ayuda del tenedor), escurre un poco el exceso, y reboza la mitad de la trufa (o entera si es pequeña) en la mezcla de galleta. Vete poniéndolas en la bandeja y cuando las tengas todas, guárdalas en el congelador 10 minutos. Después ya puedes guardarlas en un taper ancho para que se conserven bien.
  11. Acuérdate de sacarlas 20 minutos antes de tomarlas.
  12. Disfruta!

4 Responses to Trufa de leche condensada de coco con tropezones de galleta.

  1. elisabeth dice:

    Hola María* qué flipe***, un montón de gracias por compartir esta maravilla creada con todo el mimo y paciencia.
    Me pasa lo mismo que a ti con los superfoods, pero hace poco caí en comercio justo con Baobab, que añado a la hora de servir al muesli casero, está buenísimo y también me llamó en el herbolario la leche de coco en polvo. Empecé a hacer pruebas de bolitas energéticas y le da un punto buenísimo, como comentas, la leche de coco de lata no tiene ese sabor. Me recuerda a la leche en polvo de antes pero mil veces más rica, tanto que hay veces que cuando tengo hambre y necesito un aporte me la tomo en cuchara,, es que al principio tuve que probarla tal cual para cogerle el sabor y sensación.
    Por cierto me regalé las cucharas medidoras como recomendación tuya a ver si así me acerco más…
    Estas las pienso hacer, de entrada darte las gracias por la dedicación que tienen detrás.
    El chocolate ¿lo podría hacer con cacao crudo, manteca de cacao y azúcar de coco o panela? el que suelo tener en tableta tiene un 52% y con avellanas.
    Eres una virguera, da gusto leer tu correo, disfrutar de las fotos y encima con receta para probar en casa.
    besote,
    Elisabeth

    • maria dice:

      Elisabeth muchísimas gracias por tu comentario! La verdad que yo también estoy enamorada de esta leche de coco jeje. El chocolate por no liar más la receta dí la opción de algo ya hecho, pero puedes usar el que tengas e incluso hacerlo tú. He incluido el link al final del artículo por si lo quieres hacer casero como en la receta del bounty ( que si no lo has hecho te lo recomiendo igualmente jejeje). Muchísimas gracias por tu entusiasmo, de esos que animan a seguir con el trabajo de este espacio! un beso fuerte

  2. Sua dice:

    Hola María, gracias por ésta maravillosa receta. Me surge una duda, no tengo molde de semiesferas y no sé ¿si hay alguna alternativa? Muchas gracias.

    • maria dice:

      Hola Sua, pues la verdad que sólo e me ocurre, pero claro, sin haber hecho la prueba, que dejes enfriar la masa en la nevera y luego con una cuchara pequeña vayas haciendo bolitas ayudándote con las manos. per claro hay que ver bien cuando esta bien en su punto la masa para hacerlo.Si tienes moldes de hielo de silicona también puedes hacerlo con forma cuadrada… Espero que te sirva, si se me ocurre algo más te cuento.
      gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *