Granola de caramelo de calabaza con especias ayurvédicas.

granolacalaportada

Desayunos + snacks / Recetas / sin gluten / vegano

Hay recetas que tardan su tiempo en gestarse. Aparecen como una idea genial y se van desmoronando, si es el caso, al materializarlas, pues los ajustes no eran los adecuados para llegar al sabor y textura deseados. Luego haces unas cuantas pruebas más, y no consigues dar con el fallo que no te permite cruzar la frontera entre “está bien” y “está MUY bueno”. Y a veces, como en este caso, dejas la idea aparcada. Pasa el tiempo y la retomas un día, sin saber porqué. Haces unos mínimos cambios, bastantes intuitivos, y a la primera sale como tu querías!

Attachment-1-2 copia

He aquí la historia de esta receta. Habría que añadir, que cuando por fin consigues el sabor y textura que buscas, la temporada del ingrediente estrella, en este caso la calabaza, está a punto de desaparecer del mercado ya que es primavera, y no tiene mucho sentido publicarla entonces, porque el conjunto de la receta resuena a Otoño.

IMG_3344

Lo bueno es que sin quererlo tengo lista una receta adelantada para este otoño, cuando tal vez mi tiempo de dedicación blog sea más limitado. De nuevo ha sido una lección de que cada cosa llega cuando es su momento, y  que a veces ( lo ideal sería, a menudo) hay que dejar que las cosas fluyan y confiar en que todo llega cuando es el momento adecuado.

sweetmi

El caso es, que la idea principal de la receta de hoy era poder hacer una granola sin ningún tipo de azúcar añadido, utilizando únicamente el dulzor de ingredientes completos. Calabaza y dátiles fueron los se seccionados y aunque en esa primera fase de pruebas no salió lo que quería, recuerdo también que la mezcla de calabaza al vapor con el dátil estaba tan brutal que me vino a la cabeza utilizarlo como relleno de un bombón de chocolate 8cuya receta compartiré este invierno). O sea que además de todo lo expresado anteriormente, habría que añadir, que a veces no salen las cosas como uno espera, pero salen otras inesperadas que son increíbles.

granola-bote

Cuando retomé la receta para enfrentarme a ella de nuevo y salió como esperaba, a la primera, añadí una mezcla de especias dulces : canela, jengibre y cardamomo, que había recuperado de un libro de cocina ayurvédica. Es un Sweet Mix que se puede añadir a cualquier dulce: galleta, muffin, una leche o chocolate caliente!… e incorporar las propiedades de esas especias calientes y digestivas a la vez que aportamos sabor.

granolacala

milk-granola2

De todos es conocida la asociación de la calabaza con este tipo de especias, así que no fue difícil pensar en ellas al hacerlo. Te dejo la idea de la mezcla en los ingredientes para tenerla a mano y añadirla a una masa de galletas o muffins, a tu bol porridge o a un batido. Es importante no hacer mucha cantidad del tirón para que no pierdan aroma. Yo hago la cantidad indicada y cuando se ha terminado hago de nuevo.

Añado además cúrcuma y pimienta a la receta de granola para aumentar las propiedades.

Espero que la disfrutéis y os caliente el alma.

P.d: recuerda que una receta de este tipo es un regalo perfecto en un bonito bote! Y más ahora que llega la navidad. HOMEMADE IS ALWAYS BEST!

Ingredientes

SWEET MIX mezcla especias///////////

1 tbsp cardamomo polvo

2 tbsp canela polvo

2 tbsp jengibre polvo

Granola//////////////////////////////

90 gr calabaza cruda y pelada

5 dátiles medjool

40 gr aceite de oliva virgen extra

1/2 tsp agua

1/2 tsp esencia de vainilla

150 gr copos de avena sin gluten ( si es necesario)

65 gr pipas de girasol ( o calabaza si te gustan más)

35 gr coco rallado

2 tsp sweet mix

1/8 tsp pimienta negra molida

1/4 tsp cúrcuma polvo

1/4 tsp + la mitad de 1/8 tsp sal marina

40 gr nueces

70 gr orejones (o pasas) (opcional)

Preparación

  1. Yo siempre prefiero moler el cardamomo yo misma para que mantenga la frescura. Si lo tienes ya en polvo úsalo directamente. Si no, tritura en un molinillo 4 tbsp de semillas de cardamomo y pásalo por un tamiz o colador finito.
  2. Mide las cucharadas de cada especia, mezcladas un un bol pequeño y pásalas a un bote de cristal hermético.
  3. Enciende el horno a 170ºC. Prepara una bandeja con papel de horno.
  4. Cuece al vapor la calabaza cortada en trozos de 5x5 hasta que esté blandita. Tritura con los dátiles deshuesados, el aceite de oliva, el agua y la esencia hasta que tengas una crema homogénea. (te aconsejo que pruebes esta crema con una cucharita porque está de vicio). Reserva.
  5. En un bol grande mezcla los copos, las semillas, el coco, las especias y la sal.
  6. Pica las nueces y añádelo al bol de ingredientes secos. Mezcla con una cuchara de palo para que se mezcle bien.
  7. Vuelca la mezcla de calabaza sobre el bol de los copos y mezcla con un lengua pastelera hasta que esté bien humedecido el conjunto.
  8. Extiéndelo bien con la ayuda de las manos humedecidas en una bandeja (no os fiéis de las fotos de la olla azul, porque ahí ya está la granola cocida), como si lo desmenuzaras bien repartido y con una altura de no más de 1.5cm y mételo en el horno 25 minutos. Es muy importante girar la bandeja a mitad de cocción y separar un poco los “tropezones” para que la cocción sea uniforme. Los bordes se doran bastante rápido. El color final tiene que ser un bonito color dorado anaranjado. Pero como tiene bastante humedad el tiempo de cocción es relativo.
  9. Déjalo enfriar en la bandeja sobre una rejilla. Si cuando este frío NO está crujiente mételo 5 minutos más.
  10. Mientras que se enfría (o mientras se cuece la granola) pica los orejones pequeñitos y añádelos cuando la granola esté fría mezclando bien para que esté bien repartido.
  11. Guárdalo en tu despensa en un bote de cristal hermético .
  12. Disfruta!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *